jueves, 28 de mayo de 2015

YINN

Enviado por Pedro:

«Mi nombre es Akil y soy un yinn, un espíritu del otro lado del tiempo, una criatura de la eternidad. Soy muy poderoso, soy inmortal… y estoy aquí para serviros, mi señor».

YINN es una trilogía creada por Ana Alonso y Javier Pelegrin, que van a combinar el relato histórico con la novela fantástica y de aventuras.

El marco histórico nos sitúa en la Península a comienzos del siglo XII, poco antes del reinado de Alfonso VII de Castilla: una época convulsa en los reinos cristianos por los enfrentamientos nobiliarios; así como en al-Ándalus, donde, frente al esplendor cultural, los almorávides imponen un nuevo orden. «Yinn» nos introduce también en un universo fantástico donde se mezclan las tradiciones mágicas de las tres culturas que convivieron en la Península a lo largo de la Edad Media.

Cuatro jóvenes protagonizan esta historia: Diego, un noble leonés; Sahar, la hija de un célebre médico musulmán de Sevilla; Yehudá, un judío cabalista de Toledo; y Olaya, la heredera de un conde de Galicia. Los cuatro verán entrelazados sus destinos a través de un misterioso personaje llamado Akil, un yinn con enormes poderes y un corazón que, poco a poco, se irá volviendo más humano…

En el primer libro, FUEGO AZUL, encontraramos a Sahar, una joven musulmana que vive en Isbiliya (Sevilla) y que estudia en secreto con su padre, el médico Tareq, al que tendrá que auxiliar cuando le atrapan en Toledo. En ese viaje conoce a Diego, un joven leonés, que tiene que matar a Sahar y robar el manuscrito que ésta lleva a Toledo, para que el obispo de Compostela, Diego Gelmírez, le ayuda a recuperar el feudo que ha perdido. También se une a ellos Yehudá, un joven judío, orfebre, que estudia la cábala, y más tarde Olaya, una dama gallega que les ayuda en un momento complicado. El elemento fantástico viene introducido por Akil, un yinn, una criatura mágica, que ayuda con sus poderes a los jóvenes, pero por su amistad con Sahar, Diego y Yehudá, y el amor que siente hacia Olaya, perdera sus poderes. Como es de prever se inicia otra relación amorosa pues Sahar, comprometida con Nassar, se enamorara de Diego, pero no puede romper con Nassar, ya que Diego solo posee lo puesto.

En el segundo libro, LUNA ROJA, el argumento es el siguiente: Tras la toma de Saraqusta (Zaragoza) por Alfonso I de Aragón, el sabio Avempace se refugia en Sevilla, donde reside su colega, el médico Tareq. Sin embargo, muchos son los que quieren perturbar el retiro del anciano y uno de ellos es Nasser, antiguo prometido de Sahar. Nasser quiere usar las tablas astronómicas del sabio para demostrarse a sí mismo y a Sahar que puede ser tan valiente y decidido como Diego Tovar, el noble muchacho leonés que abandonó los reinos cristianos en pos de la muchacha. Sin embargo, Nasser no es el único interesado en las tablas. Una misteriosa y poderosa mujer llamada Lilith, también va tras ellas al igual que el rey Alfonso y los almorávides, ya que las tablas son una pieza clave en las futuras batallas que están por librar por la hegemonía de la Península Ibérica y que están recogidas en la profecía de la Luna Roja. Asistimos a tribulaciones de Akil, que se va haciendo más humano por su amor hacia Olaya y va perdiendo sus poderes, y el triángulo amoroso entre Sahar, Nasser y Diego. El fanatismo religioso hará que los protagonistas se separen y se dispersen por la península.

El tercer libro, ESTRELLA DORADA, comienza en tierras aragonesas; hasta allí viaja Akil para que Diego le ayude a impedir la boda de Olaya, para ello han de recuperar un cáliz sagrado que ha desaparecido del monasterio de San Juan de la Peña en extrañas circunstancias. Mientras tanto Yehudá y Sahar permanecen en Toledo, y allí se dirigiran los dos primeros para que Yehudá y sus contactos descifren  un manuscrito cabalístico que les ayudará a elaborar la estrella dorada, un objeto mágico que les permitirá obtener el Santo Grial. Esta vez, nuestros protagonistas comprenden que han de luchar por lo que aman.

Los personajes están bien trazados (aunque el cambio que experimenta Sahar, del primer libro al último, es notable y no muy convicente), la historia tiene acción además de ser una novela que está muy bien contada. Hay también dos tramas amorosas, aunque este no es el tema principal de la novela. A lo largo de toda la trilogía, los viajes son importantes en la trama de las novelas: Sevilla, Toledo, Zaragoza, San Juan de la Peña, Denia… estando muy cuidadas  las descripciones de las ciudades y los habitantes que viven en ellas. Conforme avanzan los viajes, también avanzan las relaciones entre los jóvenes del grupo, pues en Luna Roja los problemas de cada uno de ellos les llevarán a tomar caminos separados.